Sociedad |

Secuestran 9 tigres de bengala de un circo mexicano

Fauna incautó los animales en Villa Ángela.

Agentes de la Dirección de Fauna de Chaco y de la policía rural de Villa Ángela secuestró a 9 tigres de Bengala de un circo. A raíz de la denuncia de la Asociación de Funcionarios y Abogados por los Derechos de los Animales (Afada), la justicia ahora deberá decidir el destino de los felinos.

La incautación de los animales se produjo el viernes en el Circo Mexicano Veracruz, luego de que Afada reclamara por los animales contra el circo, al que acusó de violar normas chaqueñas y la Ley Nacional de Protección Animal 14.346.

El presidente de Afada, Pablo Buompadre, pidió en su presentación ante la comisaría local el allanamiento del circo, el secuestro de los animales en cautiverio, de los "instrumentos de castigo" que utilizan los adiestradores para hacer trabajar a los animales.

La Dirección de Fauna labró infracciones porque el circo no contaba con la documentación legal de los tigres y advirtió que algunos problemas de salud de los animales no eran atendidos por profesionales sino por empleados. Además, el circo tampoco pudo justificar la ausencia de tres osos pardos y dos leones africanos, que tiene registrados a su nombre.

El abogado Buompadre explicó que señaló en su denuncia el "grave estado de hacinamiento" en el que se encontraban los tigres en un solo habitáculo y cuestionó las "condiciones de alimentación, higiene y sanidad". Los animales podrían ser reubicados en forma provisoria en el complejo zoológico de Sáenz Peña.

Buompadre también apuntó que los animales podrían ser reubicados en forma provisoria en el complejo zoológico de Sáenz Peña y advirtió que serán necesarios "aportes económicos" para alimentar a los felinos.

"Ahora una vida nueva les espera. La esclavitud y tormentos para ellos, ha finalizado", destacó Buompadre. Quien debe decidir el destino de los animales es el juez de Faltas, Luis Antonio Kolonisky, quien tomó intervención en el caso, al igual que el fiscal Salomón Garber.

En Chaco, una ley de este año prohíbe "el establecimiento o funcionamiento, con carácter temporal o permanente" de circos que ofrezcan shows con "la participación de animales de cualquier especie en números artísticos, destreza o similares". Si bien el circo quiso irse de la ciudad, la acción judicial de la ONG logró que la justicia actuara antes de que pueda escapar.

Dejá tu comentario