Policiales |

Nuevo femicidio en Buenos Aires con un chaqueño involucrado

Habría matado a su pareja con un hacha.

Un nuevo femicidio se produjo el viernes pasado, cuando un hombre habría matado a su pareja con un hacha, en Marcos Paz, Buenos Aires.

El hombre, nacido en Chaco, acusado de asesinar a su pareja a golpes en la cabeza con un hacha y enterrar el cuerpo en un campo, se negó este domingo a declarar ante el fiscal de la causa y seguirá detenido. Se trata de Pedro Sosa, quien este domingo fue indagado por el femicidio de Norma Catalina Dargel.

Luego de la indagatoria, el fiscal de la causa, pidió la detención del sospechoso ante el juez de Garantías. En tanto, el informe preliminar de la autopsia reveló que la víctima sufrió un traumatismo encéfalo craneano con fractura de la base del cráneo propinado con un elemento duro y romo, informaron fuentes judiciales.

Todo comenzó alrededor de las 15 del viernes, cuando Sosa se presentó en la seccional de Marcos Paz "en avanzado estado de excitación" y con un bolso que tenía el hacha presuntamente usada para cometer el asesinato. Lo primero que le dijo a los policías fue que, durante la madrugada, había tenido una discusión con su mujer en una vivienda ubicada en Callao al 1800, de dicha localidad del oeste del conurbano.

TE PUEDE INTERESAR: Una mujer tuvo a su bebé en pleno vuelo

Según su versión, el hombre golpeó a su pareja con un hacha y le provocó graves heridas. Sosa aseguró que la discusión había empezado la noche del jueves, en coincidencia con la celebración de San Valentín, porque tenían "una relación conflictiva" y ella, de acuerdo a lo que declaró, lo "engañaba". Sin embargo, el acusado no convalidó después estas declaraciones ante el fiscal.

Los familiares de la víctima negaron esa situación y aseguraron que si bien Norma nunca había denunciado a su pareja, estaba por contratar a un abogado para iniciar los trámites de separación porque él era "muy violento".

Tras el femicidio, Sosa contó que trasladó el cuerpo en el baúl de su auto hasta un campo privado, ubicado en cercanías a la cárcel de Marcos Paz. Luego, comenzó a hacer el pozo, pero cambió de idea y semienterró a su pareja y tapó el cuerpo con un poco de tierra y algunas ramas.

Dejá tu comentario