Mundo |

Mataron a una mujer embarazada y le abrieron la panza para robarle al bebé

Fue en la ciudad de Monterrey, México. La víctima tenía 22 años. Hay una persona detenida.

Los habitantes de la ciudad mexicana de Monterrey están conmovidos por un crimen que ocurrió hace unos días en el distrito del estado de Nuevo León. La Policía encontró el cuerpo de una mujer de 22 años que estaba embarazada: tenía heridas en el abdomen. Las autoridades judiciales determinaron que los secuestradores la asesinaron con el objetivo de robarle el bebé.

De acuerdo a lo que precisó la autopsia, difundida por el medio mexicano El Universal, Mónica Segura Temich murió como consecuencia de un shock hipovolémico -una perdida masiva de sangre- debido a una "herida ocasionada con un objeto punzocortante que penetró en el abdomen".

El estudio que dio a conocer por la Fiscalía General de la ciudad concluye que la mujer fue secuestrada por una banda. Cursaba su octavo mes de embarazo.

La chica estuvo varias semanas desaparecida. La familia de Segura Temich empezó una campaña por las redes al poco tiempo de no tener más noticias sobre su paradero. La última vez que supieron algo de ella fue antes de que vaya a encontrarse con alguien en una estación de subte, como dijo antes de salir de su casa.

Este fin de semana, los investigadores encontraron su cuerpo en la cisterna de una quinta de la colonia Jardines de la Silla, en Nuevo León. Las autoridades policiales llegaron hasta ahí luego de la detención de una mujer que, sospechan, fue la que secuestró a Segura Temich a través de un engaño por Facebook.

Según lo que relata el medio Milenio, "Yuli", como se hacía llamar esta persona, contactó a la víctima por las redes sociales para decirle que le iba a regalar ropa de bebé.

El 21 de junio, la Fiscalía identificó a esta mujer y la detuvo. "Yuli" tenía en su casa una incubadora y una bebé: cuando le hicieron un estudio de ADN, la nena recién nacida, era genéticamente compatible con la pareja de Segura Temich.

Dejá tu comentario