País |

Los 10 rugbiers serán trasladados a la cárcel

Los ubicarán en el penal de Dolores, separados del resto de los presos.

Tras finalizar la rueda de reconocimiento por el asesinato de Fernando Báez Sosa, los diez jóvenes detenidos por el crimen serán trasladados desde las comisarías de Pinamar y Villa Gesell, hasta la Unidad N° 6 de Dolores, donde permanecerán en la alcaidía, separados del resto de los presos. El traslado podría concretarse esta misma noche o el miércoles a primera hora.

El penal de Dolores es uno de los más antiguos y con mayor nivel de hacinamiento, ya que actualmente cuenta con 875 presos, en un espacio construido para alojar solamente a 350 personas.

Los rugbiers Luciano Pertossi (18), Ayrton Viollaz (20), Matías Benicelli (20), Alejo Milanesi (20), Blas Cinalli (18) y Juan Pedro Guarino (19), Máximo Thomsen (20), Enzo Comelli (19), Ciro Pertossi (19) y Lucas Pertossi (20), estarán ubicados en una celda aislada en el primer piso, entre los pabellones 9 y 10 (exclusivos para evangélicos). La celda está preparada para detenidos que aún no tienen dictada la prisión preventiva.

Los presos de la cárcel de Dolores tienen la opción de trabajar en talleres o tomar cursos de capacitación laboral, así como practicar deportes. Dentro del penal existe un equipo de rugby llamado “Los Dragones”.

Destino final

Es probable que los rugbiers detenidos no pasen muchas semanas en el penal de Dolores y que su destino final sea la Unidad 57 de Campana, hasta que llegue el momento del juicio oral. En este establecimiento, se alojan exclusivamente internos jóvenes adultos de sexo masculino, entre 18 y 21 años, que cumplen penas menores a cinco años, por delitos menores.

Dejá tu comentario