Cultura |

¿De dónde viene la tradición de los Reyes Magos?

Como cada 6 de enero, los niños aguardan la llegada y dejan pasto y agua para sus camellos. ¿De dónde viene esta costumbre?

La historia de los Reyes Magos se narra en la Biblia, en el capítulo 2, versículo 1-12 del Evangelio según San Mateo. Allí se habla de estos tres reyes que fueron denominados magos porque en esa época se utilizaba la palabra mago para describir a un sabio o astrónomo, quienes llegaron a Belén guiados por una estrella para ver al recién nacido Jesús.

Según la Biblia, los tres Reyes Magos llevaron oro, incienso y mirra a Jesús, pero lo cierto es que no se especifica claramente de dónde venían, solo a dónde iban. Los estudiosos del tema dicen que provenían de Persia o Babilonia, lugares en los que este tipo de personajes tenían un gran poder, influencia y aceptación.

En el siglo XIV, el monje benedictino Beda describió a los Reyes Magos diciendo que Melchor era un anciano con el pelo blanco y una larga barba, Gaspar un rubio más joven y Baltasar un mago de piel negra. El monje los describió como representantes de los tres continentes que se conocían en esa época: Asia, Europa y África. Otras leyendas dicen que no eran 3 sino 2, y otras que incluso llegaban a ser 12.

Desde el siglo XIX, se inició en España la tradición de convertir la noche de Reyes, anterior a la Epifanía, en una fiesta infantil con regalos para los chicos, a imitación de lo que se hacía en otros países por la Navidad, en homenaje al santo oriental San Nicolás.

Esa costumbre se mantiene en Argentina, que con el tiempo y a partir de la literatura, establece que hay que dejarles pasto y agua a los camellos de los Reyes, y zapatos donde los Magos apoyan los regalos.

Dejá tu comentario