Actualidad | Capitanich | Coronavirus | Crisis económica | cuarentena | DataChaco

Coronavirus en el Chaco: comerciantes de Resistencia protestaron en plena peatonal

Piden ayuda estatal, flexibilidad horaria y que puedan abrir otros rubros, con protocolo de bioseguridad.

Comerciantes de Resistencia realizaron este jueves por la tarde, en la peatonal, una nueva manifestación en la vía pública, para visibilizar su reclamo por la crítica situación por la que están atravesando a raíz de la cuarentena por la pandemia del coronavirus.

La movida consistió en salir a la peatonal con carteles con la leyenda “Sin subsidios nos fundimos - #SubsidiosYa”.

Esta manifestación se suma a la marcha autoconvocada que tuvo lugar el martes, con una caravana en el macrocentro de la ciudad.

Los comerciantes vienen reclamando mayor ayuda por parte del Estado, tanto nacional como provincial, para superar la crisis económica, debido al efecto negativo de la cuarentena.

Así, plantearon la necesidad de mayores subsidios, fundamentalmente para el pago de sueldos de los trabajadores. “Buscamos que las pymes no cierren”, dijo el presidente de la Cámara de Comercio, Martín Giménez.

Asimismo, las entidades que agrupan a los comerciantes, tanto la Cámara como la Fechaco y la CAME, solicitaron una reunión con el gobernador Jorge Capitanich, para evaluar la situación de los comercios en general, ante la queja de distintos sectores.

En ese sentido, pidieron la extensión del horario para algunos rubros, tales como supermercados, panaderías, kioscos, despensas, farmacias, carnicerías. Actualmente deben cerrar a las 18, pero solicitaron hacerlo a las 20.

"Estos comercios poseen dificultad para trabajar solo hasta las 6 de la tarde. Quizás a otros no afecte tanto, porque durante la noche casi ya no hay circulación de personas, pero a ellos sí les hace una gran diferencia poder extender el horario", remarcó.

Los comerciantes están perdiendo la paciencia

Por otra parte, plantearon una apertura gradual programada y con restricciones, para todo el resto de los comercios que no pueden abrir desde marzo, salvo aquellos que posean aglomeración de personas, por ejemplo, peloteros, gimnasios, salones de fiesta, entre otros.

"Aquí hablamos de locales de indumentaria, marroquinerías, librerías, zapaterías, y todo lo que se ubica en el centro de la ciudad. Estamos analizando que sea de 8 a 14, en principio, pero estamos en un proceso de negociación”, señaló Giménez, en diálogo con DataChaco.

"Los comerciantes están perdiendo la paciencia y por eso queremos crear este esquema para cambiar la realidad. Los negocios no van a volver a las ventas de antes, pero al menos podrán tener una economía de supervivencia. Buscamos que estas Pymes no cierren", remarcó.

Dejá tu comentario