Sociedad | Educación | UNNE | Venezuela

Con modalidad virtual, se graduó la cuarta estudiante indígena en la UNNE

Obtuvo el título de Técnica en Gestión y Desarrollo Cultural de la Facultad de Artes, Diseño y Ciencias de la Cultura.

Tibisay Kunadamy Zamora Aray se convirtió el pasado miércoles en la primera estudiante de la UNNE integrante del Programa Pueblos Indígenas (PPI) que alcanza su título de pregrado tras haber rendido su última materia con modalidad virtual. Además, es la primera egresada indígena de la Facultad de Artes, Diseño y Ciencias de la Cultura.

Tibisay Zamora obtuvo el título de Técnica en Gestión y Desarrollo Cultural de la Facultad de Artes, Diseño y Ciencias de la Cultura de la UNNE, al tiempo que cursa el tramo de la Licenciatura de la misma carrera. En esta Facultad, otros cinco estudiantes indígenas cursan carreras.

Siendo estudiante, Tibisay se desempeñó como tutora par de su carrera, acompañando a otros y otras estudiantes indígenas ingresantes a carreras de su Facultad. Además, ha colaborado activamente –y lo sigue haciendo- en actividades de intercambio de experiencias estudiantiles y encuentros de estudiantes de la UNNE y de otras universidades. Ha escrito artículos y participó en jornadas y cursos de capacitación en el marco del Programa Pueblos Indígenas.

Es además Consejera Estudiantil de la FADyCC y se siente muy comprometida con la lucha por la mejora estudiantil y los desafíos de la educación superior para sus pares estudiantes en general y los de pueblos originarios en particular.

“A esta carrera la elegí, pero también estoy convencida que la Carrera me eligió a mí", destacó Tibisay.

Tibisay nació hace 45 años atrás en Puerto Ayacucho, ciudad ubicada en el Estado de Amazonas, Venezuela. Lleva en su sangre la fusión de dos pueblos originarios latinoamericanos: el Wichí (perteneciente a su padre argentino) y el Kariña (de su madre venezolana).

Actualmente vive en Puerto Tirol, Chaco con su numerosa familia compuesta por sus padres, sus 6 hermanos, sus cuñadas y sobrinos y su motor principal, su hijo Martín Khajianthes (nombre wichí que posee dos significados: el que está feliz o alegre y el fuerte, la fortaleza) “él es para mí justamente eso que su nombre refleja, es mi alegría y mi fortaleza diaria” destacó la reciente egresada universitaria.

Dejá tu comentario