Política |

Claudia Ledesma es la presidenta de la Argentina por hoy

Por los viajes al exterior de Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner.

Este jueves, la senadora santiagueña quedará al frente del Gobierno, por la superposición de viajes al exterior del presidente Alberto Fernández, quien regresa el viernes al país y la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner que viaja el jueves a Cuba. En tanto, Martín Lousteau, legislador de Juntos por el Cambio, quedará a cargo del Senado de la Nación.

A menos de dos meses del ejercicio de la actual gestión, la fórmula presidencial deja a cargo del país a la senadora, Claudia Ledesma, por ocupar el segundo lugar en la línea de sucesión presidencial.

La senadora santiagueña quedará al frente del Gobierno, una vez que el avión en el que viaja la vicepresidenta rumbo a Cuba, deje el espacio aéreo de la Argentina. Y continuará en el cargo hasta que el presidente Alberto Fernández regrese este viernes cerca de las 10, de su gira por Europa.

Cristina Fernández de Kirchner tomó un vuelo en la primera hora de este jueves y regresará al país el próximo miércoles 12 de febrero.

Desde el entorno de la senadora señalaron a Clarín que mantendrá "su rutina habitual de trabajo, permaneciendo en la Ciudad de Buenos Aires, a disposición de la agenda de actividades que eventualmente la función pudiera requerir".

Ledesma fue gobernadora de Santiago del Estero y diputada nacional. Además, es la esposa de Gerardo Zamora, quien actualmente es gobernador de la provincia del norteña, desde 2017.

Cristina Fernández de Kirchner eligió a Claudia Ledesma como presidenta provisional del Senado, a fines de noviembre pasado, sin dar aviso previo, ni siquiera a su mesa chica. La razón de la sorpresiva elección que tomó la vicepresidenta, se debe a una recompensa, ya que en las pasadas elecciones presidenciales, la fórmula del Frente de Todos obtuvo el 75% de los votos, en Santiago del Estero, sacándole una ventaja de más de 55 puntos a Juntos por el Cambio.

Además, Ledesma fue una de las pocas personas que se mantuvo fiel al kircherismo en sus peores momentos. Por lo que desde partido plantean: “Si no premiamos eso, ¿qué premiamos?”.

Dejá tu comentario