País |

Caso Próvolo: contó que lo violaban hasta que se desmayaba

Un exalumno, que hoy tiene 23 años, relató que fue abusado en múltiples oportunidades en el instituto de Luján de Cuyo cuando era un niño.

En la decimosegunda jornada por los abusos sexuales en el Próvolo, comenzó la reproducción de la Cámara Gesell de una de las víctimas que denunció haber sido vejado grupalmente cuando era un niño por el ex jardinero Armando Gómez y por otro de los empleados J.O, declarado inimputable en 2018.

En el primer tramo de su declaración, a través de la desgravación de una Cámara Gesell del 2017, JJ.R (23) contó que fue abusado sexualmente desde que ingresó al Próvolo en múltiples oportunidades.

Según pudo recordar a medida que avanzaba su relato, sus agresores lo vejaban hasta que se desmayaba y para reanimarlo lo llevaban a un médico y a comer hamburguesas, le daban un juguete, pero después se lo arrebataban.

Era precisamente el monaguillo Jorge Bordón -condenado en juicio abreviado- quien se encargaba que lo atendieran y compensaran los médicos, cuando sufría esos episodios.

"No sabemos si se trataba de un médico o de un enfermero el que lo asistía cada vez que Bordón lo llevaba. Es otra línea de investigación en la que se va a avanzar una vez que terminemos con este proceso judicial", señaló el abogado querellante, Sergio Salinas.

El joven oriundo de Misiones y que pasó por el Próvolo casi toda su niñez y adolescencia, refirió a tres personas distintas que lo atendieron después de que era abusado.

Y también se refirió a la existencia una complicidad de las monjas Kumiko Kosaka y Asunción Martínez, quienes sabían de su sufrimiento, pero nunca se hizo la denuncia.

Incluso, relató que en uno de los viajes en los que retornó a su provincia le contó a su mamá, las vejaciones que eran perpetradas principalmente por J.O, pero que también vivió de parte de Corradi.

En esa ocasión, la madre enfrentó al sacerdote y le pidió explicaciones, pero los ataques no pararon hasta que se fue de la institución en 2010.

Está previsto que este jueves el Tribunal Colegiado Nº2 -integrado por Carlos Díaz, Alejandra Ratto y Mauricio Juan- continúen con la observación de este testimonio y el viernes no habrá debate, por utilizarse la sala Nº4 para la realización de un juicio por jurados.

Dejá tu comentario