Mundo |

Alemania: roban joyas de un castillo antiguo

Fue en el palacio Real de DresdeLos ladrones entraron luego de provocar un incendio que desactivó el sistema de seguridad.

De Grüne Gewölbe (La Bóveda Verde), un museo de la ciudad alemana de Dresde que tiene la particularidad de albergar una de las mayores colecciones de joyas del mundo, sufrió en la madrugada del domingo al lunes uno de los mayores robos de la historia.

La Policía, según el diario germano ‘Bild’, cree que un grupo de ladrones consiguió acceder al edificio y robar piezas por valor de aproximadamente 1.000 millones de euros. Los agentes sellaron el edificio para hacer un inventario de lo robado y buscaban pistas que pudieran llevarles a los ladrones.

La Sala de las Joyas de la Grüne Gewölbe fue el objetivo principal del robo y de ella los ladrones se habrían llevado cientos de piezas. La forma de entrar fue provocando un pequeño incendio que apagó el sistema eléctrico y provocó un fallo en las alarmas de seguridad del edificio.

Los medios alemanes aseguran que el robo puede ser el mayor de la historia del país desde la Segunda Guerra Mundial y un portavoz policial reconoció que no tienen pistas sobre los ladrones: “no hemos identificado a los autores ni hemos hecho detenciones”.

La colección de joyas que guarda el Grüne Gewölbe fue creada en el siglo XVIII por August el Fuerte, “Elector” de Sajonia (una especie de gobernador) y más tarde rey de Polonia. Desde entonces fue creciendo con compras y donaciones.

"Una de las mejores piezas de la colección, el conocido como "Diamante Verde" de Dresde, una pieza de 41 carats, está a salvo porque se encuentra a préstamo en el ‘Metropolitan Museum of Art’ de Nueva York, pero entre lo robado podría haber piezas como un servicio de café de oro de 1701 del joyero Johan Melchior Dinglinger o una pequeña mesa fabricada en el siglo XVIII en oro, plata, perlas y otras piedras preciosas y que representa una corte real india.

Las joyas más importantes estaban en una sala conocida como la habitación de August el Fuerte aunque hacia el mediodía del lunes todavía no se había comunicado si los ladrones habían accedido a esa sala. En los videos de las cámaras de seguridad del edificio aparecen dos hombres pero la Policía cree que podría haber más personas involucradas en el asalto.

El museo, que abrió sus puertas en 1724 en un antiguo palacio real, es una de las joyas de Dresde y sobrevivió con muchos daños al masivo bombardeo aliado que la ciudad sufrió a finales de la Segunda Guerra Mundial. Los ocupantes soviéticos se llevaron parte de las joyas como botín de guerra pero las devolvieron en 1958. En 2006 se concluyó una larga y laboriosa restauración.

El primer ministro de Sajonia, Michael Kretschmer, lamentó el robo y dijo que la colección “fue construida por el pueblo de Sajonia con muchos siglos de duro trabajo. Han robado al Museo y a los sajones”. El museo es uno de los más importantes de la ciudad. Kretschmer explicó a ‘Bild’ que “no se puede entender la historia de nuestro país ni de Sajonia sin la Grüne Gewölbe y las colecciones artísticas de Sajonia”.

El Museo alberga más de 3.000 joyas, desde figuras de oro de 63 centímetros de alto hasta un zafiro de 547 carats. El Museo Bode de Berlín sufrió en 2017 el robo de una moneda gigante construida con 100 kilos de oro de 24 kilates.

Los robos como el de este Museo pueden ser por encargo porque las piezas son tan conocidas que es imposible venderlas legalmente.

Dejá tu comentario