Resistencia Chaco
VIERNES 14 DE SEPTIEMBRE DE 2018
Viernes 14 de septiembre de 2018
Mamógrafos, obsolescencia y anarquía
Reflexion 
Alfredo Zurita
Una tecnología en discusión, pero muy de moda.
Salud

El Instituto Nacional del Cáncer, INC, ha publicado un censo de los equipos de mamografía de los que disponen los hospitales públicos del país

Existen 377 mamógrafos, de los cuales el 70 % son analógicos, la tecnología más vieja, y solo el 8 % digitales DR, la tecnología más moderna, y por tanto la más costosa, aunque se recomienda su uso por mejores imágenes y menor irradiación. Es probable que el número de mamógrafos en clínicas y sanatorios sea superior, y ya existen empresas de mamografía que se publicitan como de disponer de equipos de última generación, una de ellas en Corrientes, con sucursales en varias parte del norte del país.

La distribución de los equipos es muy anárquica, y así vemos que en el NEA, provincias como Chaco, Corrientes y Misiones, que tienen poblaciones similares, tienen respectivamente 10, 2 y 5 mamógrafos, en tanto que Formosa, con la mitad de población, tiene 9 equipos.

En los últimos días, y en relación al pase del ministerio nacional de salud a secretaría han aparecido lamentos de todos los tipos, entre ellos sobre la necesidad de una rectoría sobre las políticas provinciales, lo que es totalmente ilusorio, pues, federalismo mediante, cada provincia hace lo que le parece más redituable, a fines sanitarios y electorales, y es curioso que Formosa, la provincia con peores indicadores sanitarios del país, sobre todo en mortalidad materna, asigne tanta prioridad a equipos de mamografía como la ciudad de Buenos Aires, aunque esto va en paralelo a la gran prioridad que se ha dado al programa de trasplante de órganos, que supera de lejos a Chaco y Corrientes.

De disponerse de los datos sería interesante comparar esta densidad de equipos con la mortalidad por cáncer de mama en las diversas provincias, que duplica en Buenos Aires, la de muchas provincias del interior, dado que se presume, aunque esto es muy controvertido, que el diagnóstico precoz por mamografía supone una reducción de la mortalidad por cáncer de mama, el más común en la mujer, y de causas hasta ahora desconocidas, aunque si se ha observado que es tanto más frecuente cuanto mayor es el nivel de desarrollo, de allí que es mucho más común en los países desarrollados, que en los pobres, y en Argentina ocurre lo mismo con las provincias.

Como señala el censo, la eficacia de las mamografías, depende no solo de la modernidad de los equipos, y su cantidad, sino también del mantenimiento, y el entrenamiento de los profesionales que los utilizan, y por ellos se ha puesto en marcha un programa de acreditación de los servicios de mamografía, que permita a las mujeres decidirse por uno u otro en relación precio calidad, sobre todo en esta época de low cost.

x